lunes, 31 de julio de 2017

Los beneficios de las bacterias para la salud intestinal

Científicos de la Escuela de Medicina de la Universidad de Emory en Atlanta, Estados Unidos, han demostrado que las bacterias intestinales específicas son beneficiosas para mantener un intestino sano en la mosca de la fruta Drosophila y los ratones y también contribuyen a la salud general de estos organismos. Los investigadores demostraron que las bacterias en el intestino, particularmente los miembros del género Lactobacillus, promueven el crecimiento de las células epiteliales del huésped y que esto es esencial para mantener la homeostasis en el sistema intestinal.

Los resultados, que se publican hoy en The EMBO Journal, podrían tener implicaciones para el tratamiento de la enfermedad inflamatoria intestinal, así como los trastornos alérgicos, metabólicos y infecciosos.

"Es bien sabido que los mamíferos viven en una simbiosis homeostática con su microbiota intestinal y que influyen en una amplia gama de procesos fisiológicos.Sin embargo, los mecanismos moleculares de la conversación simbiótica en el intestino son en gran parte no reconocidos", dijo Andrew S Neish, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Emory, quien dirigió la investigación. "En nuestro estudio, hemos descubierto que los Lactobacilos pueden estimular especies reactivas de oxígeno que tienen efectos reguladores sobre las células madre intestinales, incluyendo la activación de la proliferación de estas células".

Using two different animal models, the researchers showed that the highly conserved underlying mechanism of this symbiotic relationship is the production of reactive oxygen species (ROS), by a class of conserved enzymes called NADPH oxidases or Nox'es. When animal guts were colonized by Lactobacillus, ROS production caused cell growth in intestinal stem cells. In contrast, in germ-free animals ROS production was absent and resulted in suppressed growth of epithelial cells. Lead author Rheinallt M. Jones, commented: "Our data support the concept of commensal bacterial-induced generation of ROS as a transducer of bacterial signals into host cell signaling, thus establishing a mechanism for host/bacterial cross-talk."

Además, el estudio sugiere que específicas redox funciones mediadas pueden contribuir a la identificación de nuevos microbios con potencial probiótico. Los investigadores también sugieren que la respuesta primordial ancestral a las bacterias puede ser la generación de ROS para la señalización y las actividades microbicidas.

Fuente de la historia:

Materiales aportados por EMBO - excelencia en ciencias de la vida . Nota: El contenido puede ser editado para el estilo y la longitud.

Referencia del Diario :

Sabrina Büttner, Lukas Habernig, Filomena Broeskamp, ​​Doris Ruli, F Nora Vögtle, Manolis Vlachos, Francesca Macchi, Victoria Küttner, Didac Carmona-Gutiérrez, Tobias Eisenberg, Julia Ring, María Markaki, Asli Aras Taskin, Stefan Benke, Christoph Ruckenstuhl, Ralf Braun, Chris Van den Haute, Tine Bammens, Anke van der Perren, Kai-Uwe Fröhlich, Joris Winderickx, Guido Kroemer, Veerle Baekelandt, Nektarios Tavernarakis, Gabor G Kovacs, Jörn Dengjel, Chris Meisinger, Stephan J Sigrist, Frank Madeo. La endonucleasa G media la citotoxicidad de la \ alpha - sinucleína durante la enfermedad de Parkinson . La revista EMBO , 2013; DOI: 10.1038 / emboj.2013.228
Citar esta página